Descubren en Tlaxiaco fósiles de dinosaurios con más de 170 millones de años

3038

 

 Yuri Sosa// www.nvinoticias.com

HEROICA CIUDAD DE TLAXIACO.- Rodeada de verdes llanos y cerros, esta población de la región Mixteca de Oaxaca convive con fósiles de animales que habitaron la Tierra hace más 170 y 150 millones de años. En Tlaxiaco existe, literalmente, un parque jurásico; es la unión de dos mundos marinos bajo los pies de los mixtecos, pero los habitantes de la región no lo saben.

Sobre estas tierras, a dos mil 40 metros sobre el nivel del mar, se encuentra el Llano de Yosobé, donde por primer vez se realizó el registro de peces Pleuropholidae en América del Norte y el primero de un tiburón Planohybodus jurásico en México.

El descubrimiento más reciente dado a conocer son los caparazones de tortugas que habitaron el planeta en la era del jurásico tardío y, hasta ahora, son los restos más antiguos localizados en el país, puesto que datan de hace 150 millones de años.

Cerca de este sitio está el paraje La Lobera, también recinto de restos de vertebrados atribuibles al pez Scheenstia y otras especies cuya antigüedad supera los 170 millones de años.

Vivir entre fósiles

En este lugar es sencillo encontrar rastros de vida marina de hace millones de años. A pesar de la elevación y que muchos de estos mixtecos nunca han visto el mar, el terreno está plagado de organismos como conchas de mar. Muchos restos son rarezas para sus habitantes.

Dientes, estructuras óseas, de cocodrilos, delfines, peces, tortugas y algunas plantas se han encontrado esparcidas por la zona. Las escavaciones en la región sólo se han limitado a unos 40 centímetros de profundidad, y ahí afloran restos óseos prehistóricos.

Sin conocer lo que hay bajo sus pies, Jesús Flores Cisneros se adentró a no más de un kilómetro de distancia del camino principal que divide al Llano de Yosobé con la cabecera municipal de Tlaxiaco, hacia este paraje plagado de rocas y pinos para buscar leña.

El hombre no recuerda con exactitud la fecha, pero reconoce que fue en 2007 cuando encontró, por accidente, lo que hasta ahora- de acuerdo con paleontólogos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM)- parece ser osamenta de un plesiosaurio. Que por su forma, fue un animal similar a los dinosaurios marinos.

Jesús dio aviso a los especialistas de la UNAM, quienes desde el 2008, y bajo antecedentes de la riqueza en el suelo de Tlaxiaco para encontrar rastros de vida marina, comenzaron expediciones en la comunidad.

El poblador se ha convertido en guía para el equipo de investigadores a cargo del doctor Jesús Alvarado Ortega, quien coordinó los trabajos cuando se encontraron los restos de tortugas. El especialista también acompañó a NOTICIAS a realizar el recorrido por la comunidad.

Casas habitadas e inclusos grandes construcciones se encuentran a 30 metros y 200 metros de la zona explorada.

Para encontrar alguno de los caparazones de tortugas bastó sólo bajar unos dos metros sobre el camino y hallarlos en el fondo de una barranca. Pasando el camino de terracería, la vida urbana da cuenta del desarrollo de la comunidad.

Parte de las parcelas son propiedad privada y otras del gobierno municipal.

Las piezas encontradas se encuentran bajo el resguardo de la UNAM para su investigación.

Encuentro de dos mundos

El cielo de la misteriosa Mixteca fue testigo del choque de dos mundos; del encuentro entre especies que atravesaban el mar de Tetis y el océano Pacífico, hace 150 millones de años, durante el Jurásico para arribar a esta zona, entonces bajo aguas oceánicas.

En aquel entonces, explica el investigador Jesús Alvarado Ortega, gran parte del territorio mexicano estaba bajo el agua y Tlaxico era una bahía.

Oaxaca, y en específico ésta Heroica Ciudad de Tlaxiaco, da cuenta entre cada capa de la tierra y sus rocas de alguna etapa importante que permite relatar la historia de la vida del planeta.

El paleontólogo del Instituto de Geología la UNAM refiere que en este espacio existió la conexión de cuerpo oceánicos, pues en la formación del océano de Tetis, luego de la transformación de Panguea, Oaxaca fue el ultimo punto de aislamiento del mar.

“Este mar se encontró con el Pacífico y se pudieron haber dado relaciones de competencia entre los animales, y eso marcó la vida en nuestro planeta”.

En este lugar se presume que se encontraron por primera vez cientos de animales.

Especies únicas

“Tratamos de ver cómo era la vida en todo el planeta. Intentamos resolver por qué la vidas es como es, y para ello se necesita de todos los elementos posibles para armar el rompecabezas; de ahí que es importel a presencia de estos organismos en Tlaxiaco ”, señala en entrevista para NOTICIAS el doctor Jesús Alvarado.

Casi todo lo hallado en esta ciudad tiene el potencial para ejemplificar fósiles nuevos sobre la existencia de eso seres marinos en el planeta, asevera el investigador especializado en el área de Paleoictiología (rama de la paleontología que se dedica al estudio de los peces fósiles).

El doctor detalla que en estos terrenos se han localizado diferentes tipos de peces, entre ellos, algunos que dan cuenta de especies parecidas al delfín, pero con mayor semejanza a la familia de los reptiles del jurásico; así también, se encuentran en proceso de estudio vértebras y parte de un cráneo que puede tratarse de un cocodrilo adaptado únicamente a la vida marina y, más recientemente, de tortugas.

Alvarado Ortega indica que también se han realizado exploraciones en Huajupan de León; sobre territorio oaxaqueño la búsqueda continuará hasta las costas de la entidad, con el fin de armar un rompecabezas que hable mejor de la vida en la Tierra.

Nueva especie

A través del trabajo Un pez pleuropholid Jurásico (teleostei,pleuropholidae) en el dominio del mar Tetis de América del Norte, el doctor Jesús Alvarado-Ortega y Paulo M. Brito nombran a una especie encontrada en el llano de Yosobé en honor al habitante que encontró en el 2007 una osamenta.

Publicado en julio de este año, en una revista de paleontología, el doctor cita que el pez descubierto en Tlaxiaco en el 2014 se llama Pleuropholis cisnerosorum, en honor a Jesús Flores Cisneros.

El hombre refiere sentirse orgulloso y agradecido por el gesto de los investigadores, a Alvarado-Ortega lo ha acompañado en varias expediciones en la zona.

Sorpresa para las autoridades

Para las autoridades municipales la noticia de la existencia de fósiles de hace miles de años en su comunidad los tomó por sorpresa.

El Jurídico del ayuntamiento, Víctor Manuel Aguilar, apunta que no existen documentos que respalden los trabajos de investigación en el municipio, por lo que la información otorgada a los medios de comunicación es una novedad para ellos.

Ante el hecho, y luego de atestiguar la evidencia de vida hace miles de años en el municipio, las autoridades podrían dejar un antecedente en cabildo para que se proteja la zona.

El funcionario reconoce que la población desconoce información y la importancia de los hallazgos; los habitantes de la zona conviven y observan de forma continua restos o fósiles en dichos parajes por lo que los toman con normalidad, como algo común.

Primeras expediciones en Tlaxiaco

1891 por un investigador alemán

1907 por investigador de estadoundense

Pemex también las ha realizado

Lugares:

Llano Yosobé

paraje La Lobera

También han encontrado en:

Cañada Alejandro

Cerro de la Virgen

Antigüedad:

150 millones de años a

170 millones de años

Especies:

Peces

Cocodrilos

Tortugas

Deja un comentario